El fuego avanza imparable sobre las viviendas en la isla griega de Eubea

Los habitantes de doce pueblos y aldeas fueron evacuados por el riesgo que representan los focos ígneos, pero tres monjes del un monasterio se negaron a abandonar el lugar y se encuentran bajo riesgo..Unos 40 incendios devastan distintas regiones de Grecia, donde las autoridades aceleran los operativos de evacuación gracias a los cuales aún no se registran víctimas, mientras los pronósticos aseguran que continuará la ola de calor, la mayor en años en ese país.

El primer ministro, Kyriakos Mitsotakis, llegó al lugar más devastado en el norte de la capital, Atenas, donde los incendios amenazan las casas y obligan a miles de personas a dejar sus viviendas.

Guiado por el jefe de la Protección Civil, Nikos Hardalias, Mitsotakis tuvo la tarea de iniciar el recuento de los daños, mientras sigue la carrera contra el tiempo con un despliegue masivo de medios de auxilio, para intentar contener el fuego, que ya destruyó hectáreas de bosque urbano, según la agencia Ansa.

«Gracias al cielo no hubo víctimas, el sistema de evacuación funcionó y las infraestructuras vitales soportaron», dijo Mitsotakis en Varibobi, una de las zonas más afectadas, junto con Thrakomakedones, Adames, la Villa Olímpica y Kryoneri.

Se esperan aún días con temperaturas por encima del promedio, en la peor ola de calor en años para Grecia.

«Serán «jornadas duras», subrayó Mitsotakis, «por eso les pido seguir atentos, de modo que los daños, a partir de este punto, sean lo más contenidos que sea posible».

En las de la isla de Evia, donde tras el alerta lanzado por las campanas muchos dejaron sus casas, y en parte fueron evacuados por vía marítima.

Al menos 150 casas fueron destruidas por un violento incendio que rodeó el monasterio de San David y una docena de pueblos en la isla, informaron los bomberos y un funcionario local.

Los habitantes fueron evacuados, salvo tres monjes que se negaron a abandonar el monasterio.

«Las llamas tienen entre 30 y 40 metros de altura y rodean el monasterio. Nos estamos asfixiando por el humo», dijo por teléfono uno de los monjes a la agencia de noticias griega Ana.

Argyris Liaskos, vicealcalde de una aldea cercana, dijo a la televisión Skai que «al menos 150 casas se han incendiado». Residentes y turistas dejaron también Koulouros, Marouli, Rovies y Palaiohor.

En gran parte de las localidades se combate el fuego desde hace días donde servicios de auxilio y bomberos fueron desplegados masivamente y también un ejército de voluntarios se lanzó a ayudar.

Se sumaron -reportaron los medios griegos- cinco aviones anti incendio y nueve helicópteros a los ya ingentes medios desplegados en el área

boscosa al norte de Atenas, mientras se esperan refuerzos también desde Chipre, y los enviados por la Unión Europea.

El fuego amenaza asimismo el Parque Natural de Tatoi, donde la ex familia real griega tenía su residencia estival.

Fuente: Telam

Please follow and like us: