Un brasileño que viajó a Italia dio positivo y se espera la contraprueba

Un hombre de 61 años que viajó a Italia dio positivo en un test de coronavirus y las autoridades brasileñas se mantienen en alerta ante el posible primer caso de contagio en el país.

El brasileño estuvo este mes en Lombardía, norte de Italia, según informó anoche el Ministerio de Salud brasileño en una nota oficial.

Las autoridades esperan por el resultado de una contraprueba para poder confirmar si se trata de un caso de contagio. Pero según los principales medios del país, aunque versiones oficiales aún no hay, ya está corroborado que sí. Que tiene el virus.

Según supo LA NACION, está previsto que el ministerio de Salud anuncie esta tarde el resultado del segundo examen de laboratorio, en una conferencia de prensa.

Pese a que desde el comienzo del brote en China se registraron en Brasil decenas de casos sospechosos, se trata hasta ahora de la posibilidad más concreta de que se confirme un paciente de coronavirus en el gigante sudamericano.

Por el momento, 55 casos sospechosos habían sido descartados y 4 se mantienen en análisis.

El hombre, que puede convertirse en el primer caso de contagio confirmado, permaneció en Italia entre el 9 y el 21 de febrero pasados en un viaje de trabajo. Según el ministerio de Salud, este martes comenzó a mostrar síntomas compatibles con la enfermedad, como tos seca, dolor de garganta y gripe.

Ante la sospecha de enfermedad, el Instituto Albert Einstein, de San Pablo, donde recibió atención médica, realizó tests respiratorios que finalmente dieron positivos.

El Instituto Adolfo Lutz, también en San Pablo, realiza la contraprueba que podrá determinar si el hombre contrajo o no el virus.

El paciente se encuentra estable, en «aislamiento» domiciliario en la capital paulista y bajo observación.

Las autoridades brasileñas informaron el martes que acompañan otros posibles tres casos de coronavirus, también en el estado de San Pablo.

Debido a la propagación de casos en el mundo, como medida preventiva, Brasil había ampliado el lunes los criterios para el análisis de casos sospechosos.

El ministerio de Salud había determinado que ciudadanos que presenten fiebre y síntomas gripales provenientes de Italia y de otros seis países debían ser considerados sospechosos de haber contraído coronavirus. En la lista de países ya estaban, además de China, Japón, Singapur, Corea del Sur, Corea del Norte, Tailandia, Vietnam y Camboya. En todos los casos, se trata de países en los que la Organización Mundial de la Salud detectó al menos cinco casos de transmisión de la enfermedad.

Las autoridades pidieron «cautela» y resaltaron que el caso del ciudadano paulista de 61 años aún se encuentra bajo investigación. «El paciente está bien, con señales blancos y recibió las orientaciones de precaución», informó el ministerio.

Mientras se espera la contraprueba, la cartera de Salud trabaja por estas horas en un mapeo de todos los contactos que tuvo el hombre con otras personas, tanto en el hospital y en su domicilio como en el avión que lo trajo de regreso a Brasil.

Lombardía, lugar donde habría contraído el virus, es el epicentro del brote en Italia, donde se registraron hasta el momento 229 casos confirmados y 6 muertos.

Otros posibles casos en la región

El ministro de Salud chileno, Jaime Mañalich, confirmó que 260 personas se encuentran bajo aislamiento domiciliario en el país trasandino, como precaución por el avance del virus Covid-19.

«Están aislados en sus casas, no podrán salir durante los 14 días. Lo más importante es que las personas que pueden contagiar usen mascarillas, más que los que pueden ser contagiados», explicó Mañalich a la prensa local.

Las personas que están siendo monitoreadas están en riesgo de haber estado en contacto con el virus, pero «no son casos sospechosos», remarcó por su parte la subsecretaria de Salud, Paula Daza.

Entre las personas aisladas se encuentra una pareja chilena que viajaba en el crucero Diamond Princess, que cumplió la cuarentena de 14 días en la embarcación que aún está en Yokohama, Japón, y que llegó a Chile anteayer.

En la Argentina, un matrimonio platense se encuentra en cuarentena tras regresar de un crucero por China.

La pareja dijo: «Nosotros no tuvimos ningún síntoma. Tampoco hubo casos positivos en el crucero. No deberíamos estar aislados. Pero respetamos la disposición oficial y seguimos en nuestro domicilio, hasta el viernes».

Eduardo Ferraresi y su esposa, Diana, afirmaron que en caso de haber tenido algún indicador de coronavirus hubieran tomado medidas de prevención, antes de que lo ordenara el Estado. No sucedió. Nunca tuvieron fiebre, tos o síntomas similares a la gripe.

La Nación

Please follow and like us:
Tweet 20