,

Tinelli y D’Onofrio hicieron las paces

Cómo fue el encuentro que mantuvieron el presidente de la Superliga y el titular de River tras las diferencias que se generaron por la decisión del equipo de Gallardo de no jugar en el inicio del torneo.

Durante estos años Rodolfo D’Onofrio y Marcelo Tinelli fueron, claramente, aliados políticos. Ambos estuvieron en la vereda opuesta a la actual conducción de AFA pero sobre todo a la coyuntura que la envolvía y la condicionaba, que era el gobierno de Mauricio Macri. Los tiempos cambiaron en Argentina, el macrismo dejó la Rosada, llegó Alberto Fernández y eso, como siempre sucede en el fútbol, trae cambios, nuevos armados y configuraciones. Y así es como las posiciones de MT y de Chiqui Tapia, en otro momento contrincantes políticos, se fueron acercando y terminaron de alinearse ante la decisión de desarticular la Superliga, que era el viejo bastión de River y de San Lorenzo: Tinelli se quedó como presidente provisorio (y quedará a cargo de la Liga Profesional) y Brito (vice de D’Onofrio y ex vice de Superliga) y Elizondo renunciaron a sus cargos.

Esa ruptura pareció distanciar las posiciones de River y CASLA. Sanloré se agrupó con AFA y el club que preside D’Onofrio quedó algo aislado. Y que pocos días después River haya decidido no jugar su partido con Atlético Tucumán a causa del coronavirus diferenciándose del resto de los clubes fue leído como una movida inherente a ese contexto. Y la dura respuesta de Superliga firmada por Tinelli también, claro. Pero en el comienzo de la semana y con la decisión ya tomada de suspender el fútbol hubo un acercamiento entre los popes de ambos clubes: los dos ya venían manteniendo conversaciones con Tapia y otras autoridades de AFA y finalmente el lunes por la noche se juntaron a charlar cara a cara. La reunión no estuvo programada con mucha anticipación sino que se decidió el mismo día, favorecida también porque los dos presidentes son vecinos en Le Parc, en Barrio Parque. Así fue como en la casa de Tinelli se juntaron a tomar un café y el resultado de la cumbre fue muy bueno, según cuentan desde los dos lados.

No hubo discusiones sobre política ni pases de factura sino que D’Onofrio quiso explicarle en persona que la posición de River se debió a respetar el pedido expreso de Gallardo y de sus jugadores. RD le juró a Tinelli que la decisión no tuvo nada que ver con la rosca política preexistente sino con preservar la salud de los suyos. Y el conductor televisivo, que ya tenía decidido cortar con la actividad del fútbol, le creyó y también contó su propia versión de los hechos: que la decisión de jugar la primera fecha no fue un capricho suyo sino que se basó en seguir las recomendaciones que en ese momento daban los Ministerios de Salud de Nación y Ciudad. D’Onofrio admitió que debió avisarle previamente a sacar el comunicado y MT hizo lo propio: aceptó que el tono de la respuesta fue bastante duro más allá de la obligación comunicacional que tenía por sentar una posición firme. Las posiciones volvieron a acercarse, los dos se entendieron y terminaron muy bien. Así, esta reunión también parece dar paso a un nuevo esquema en el que River esté dentro de AFA: este miércoles habrá un cónclave en Ezeiza en el que además de debatir el futuro del fútbol argentino en medio de la pandemia por el COVID-19 posiblemente a D’Onofrio le ofrezcan una vicepresidencia. Continuará…

Fuente: Olé

Please follow and like us:
Tweet 20