“Se hizo Justicia”, el tuit de Alberto Fernández tras la anulación de todas las condenas en contra de Lula Da Silva

Afirmó que las causas habían sido impulsadas “con el solo fin de perseguirlo y eliminarlo de la carrera política”.

El presidente Alberto Fernández dijo que con la anulación de las causas contra Luiz Lula da Silva dispuesta este lunes por la justicia brasileña “se hizo justicia”.

“Celebro que @LulaOficial haya sido rehabilitado en todos sus derechos políticos. Se anularon las condenas en su contra que fueron dictadas con el solo fin de perseguirlo y eliminarlo de la carrera política”, escribió el presidente en su cuenta de Twitter. “Y añadió: “Se hizo Justicia”.

Qué dice el fallo de la justicia brasileña

El juez de la Corte Suprema de Brasil Edson Fachin anuló este lunes todas las sentencias de cárcel en primera instancia dictadas contra el expresidente Lula vinculadas a la causa de corrupción conocida como “Lava Jato”. De esa manera el expresidente recuperó sus derechos políticos.

El fallo le allanó el camino al exjefe de Estado para postularse a la presidencia en las elecciones de 2022 en las que Jair Bolsonaro buscará su reelección.

Alberto Fernández participó en una movilización a favor de la liberación de Lula cuando aún era candidato a presidente (Foto: EFE)

En su fallo, el magistrado declaró la incompetencia de la Justicia federal de Paraná, sur de Brasil, en los casos de corrupción que investigaron la compra de un triplex en el balneario paulista de Guarujá, supuestos sobornos de las empresas Odebrecht y OAS utilizados en la reforma de una residencia en Atibaia y una serie de donaciones al Instituto Lula.

Se trata de los procesos llevados adelante por un tribunal de primera instancia de Curitiba, a cargo del entonces juez Sergio Moro, el exministro de Justicia y Seguridad de Jair Bolsonaro que dejó su cargo en abril de 2020. Moro condenó el 12 de julio de 2017 al expresidente a nueve años y seis meses de prisión

Lula, la piedra en el zapato en la relación con Bolsonaro

Lula da Silva ha sido el principal foco de conflicto en las relaciones personales entre Alberto Fernpandez y Jair Bolsonaro.

El 4 de julio de 2019, cuando era candidato a presidente por el Frente de Todos, el mandatario argentino viajó a Brasil y se reunió con Lula en la prisión de Curitiba donde estaba alojado.

“Para mí es una alegría ver a Lula. Los argentinos tenemos un enorme reconocimiento a Lula y un enorme cariño por él. La prisión de Lula no es algo que nos pase desapercibido”, dijo entonces Alberto Fernández.

El jefe de Estado visitó a Lula junto al excanciller brasileño Celso Amorim en a la Superintendencia de la Policía Federal en la capital del estado de Paraná, sur de Brasil. Incluso se animó a lucir una gorra con la inscripción “Lula Libre”, rodeado de simpatizantes del Partido de los Trabajadores (PT), fundado por el líder metalúrgico brasileño.

Bolsonaro y Alberto Fernández se verán las caras por primera vez el 26 de marzo en Buenos Aires en ocasión de la cumbre del Mercosur, tras una serie de desencuentros y críticas a través de las redes sociales.

Antes de las elecciones de octubre de 2019, Bolsonaro había llamado a votar a Mauricio Macri. En octubre del año pasado, previo a las sesiones en el Congreso, llegó a cuestionar al “pueblo argentino” por haber votado a Fernández. “Sacaron a Macri y el resultado es este. Lo lamento, es lo que ustedes se merecen”, manifestó durante una transmisión semanal en vivo por su cuenta de Facebook.

El último cruce ocurrió el 22 de febrero cuando el mandatario brasileño retuiteó una nota del diario O Globo titulada “Epidemia de desilusión: la clase media alta de la Argentina busca emigrar para escapar de la crisis”.

Fuente: TN

Please follow and like us:
Tweet 20