Mendoza busca crecer en EEUU con su diversidad de vinos

Con el fin de recuperar protagonismo en  el principal mercado externo del vino argentino, ProMendoza organizó una misión comercial en la que participaron 14 bodegas y que se llevó a cabo en Chicago, Nueva York y Washington.

Esta misión se enmarca en la estrategia diseñada por ProMendoza para que las pequeñas y medianas bodegas del sector del vino embotellado retomen acciones en el mercado del Norte, luego de haber recuperado competitividad al contar con un mejor tipo de cambio.

Otro objetivo central de esta misión es generar herramientas que sirvan de base para facilitar el acceso al mercado estadounidense, muy complicado en cuanto a las regulaciones y control de las bebidas alcohólicas.

Al mismo tiempo, sirvió para tender una red de relaciones con instituciones y empresas influyentes en la denominada “industria del vino americano”, para servir así de soporte al desembarco de las bodegas mendocinas que quieren alcanzar al consumidor del país del Norte.

Existen allí múltiples puntos de venta: desde las tiendas de licores hasta cadenas que facturan cientos de millones de dólares. Además, las tiendas especializadas, pasando por el restaurante hasta los sofisticados clubes o salones de eventos, constituyen un mercado muy variado y exigente donde la innovación es constante.

Detalles de la misión comercial

La misión tuvo tres etapas y las bodegas participantes fueron Corbeau Wines, Finca Buenaventura, Bodega A16, Bodega Lagarde, Viniterra, Bodega Cecchin, Mi Terruño, Bodega Dos Puentes y Consorcio de bodegas orgánicas NOW, conformado por Finca Dinamia, Bodega Krontiras, Nanni, Montlaiz y Vinecol.

La misión comenzó en la ciudad de Chicago, donde se llevaron a cabo dos rondas de negocios en las que las bodegas hicieron probar sus vinos a importadores y distribuidores. Con la ayuda del Consulado Argentino en Chicago, se organizó la visita a dos cadenas de tiendas de vinos y licores de distintos tamaños en los que los empresarios obtuvieron mucha información sobre cómo vender en el poderoso Estado de Illinois.

Continuó en Nueva York, donde las bodegas participaron del USA Trade Tasting 2019, un evento al que concurren importadores, distribuidores y comercializadores de todo el país y brindan conferencias personalidades y especialistas del vino. Todo ello genera un poderoso ambiente de negocios con impacto no sólo en la costa Este sino en todo el país. Así es que como consecuencia de este trabajo algunas bodegas lograron concretar operaciones de exportación.

La última etapa tuvo lugar en la Embajada Argentina en Washington y consistió en una conferencia con el operador de la plataforma más grande de e-commerce de EEUU y otra con un estudio de abogados especialistas en el tema. En ese lugar, las bodegas recibieron información e instrucciones sobre el modo de comercializar los vinos mendocinos en el mercado de Pensilvania, quinto mercado a nivel mundial, que tiene la particularidad de ser operado por el Estado.

Luego se realizó una ronda de negocios con importadores y distribuidores, seguida de una degustación donde asistieron retailers, compradores de organismos internacionales, cadenas de hoteles y prensa especializada. Esta última acción, llevada a cabo en la tarde del jueves 16, contó con la asistencia del ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica.

El viernes 17, el director gerente de ProMendoza, Mario Lázzaro, junto con Javier Rojas, a cargo del desarrollo del mercado estadounidense en la entidad, se reunieron con el PLCB Pennsylvania Liquor Control Board, ente regulador del comercio de bebidas alcohólicas en este poderoso Estado, con el fin de establecer las relaciones institucionales que faciliten el acceso de nuestras bodegas a ese enorme mercado.

Además de los negocios que se concretaron o los que puedan suceder en el futuro la misión, continuó el camino iniciado en marzo, cuando ProMendoza organizó la asistencia a la Vinexpo USA, apuntando al mayor importador de vinos del mundo. Esto se realiza con acciones que, además de la promoción, generan herramientas que le permitan a las bodegas concretar más exportaciones. Ello es la capacitación y conocimiento de cómo operan los mercados y qué piensan sus actores, la búsqueda de mecanismos para optimizar la logística y la capacidad de respuesta en la entrega para ser más competitivos. Además, conformar las redes de relaciones institucionales que son fundamentales para impulsar los negocios los Estados Unidos.