La Cámara de Comercio rechazó el cierre de exportaciones de derivados de soja y harinas

A través de un comunicado publicado este jueves, la Cámara de Comercio, Industria y Agropecuaria de San Rafael se opuso y repudió las medidas adoptadas por el Gobierno nacional en cuanto al cierre de las exportaciones de harina y aceite de soja y el inminente aumento de las retenciones a dichas exportaciones en el ámbito agroindustrial.

En las últimas décadas, la región del sur de Mendoza ha trabajado con esfuerzo en la apuesta por la reconversión productiva, introduciendo de manera exitosa el cultivo de maíz”, comienza señalando el comunicado.

Desde la CCIA consideraron que -ante las inesperadas medidas, en un contexto inflacionario grave y una economía en profunda crisis con fuerte intervención cambiaria- “el plan de incremento de retenciones sobre las ya generadas, produce efectos negativos en la cadena de valor a partir del grano cultivado en nuestros campos”.

Estamos frente a un nuevo ataque a las instancias de desarrollo privado, y es un firme avasallamiento del sector público sobre nuestras empresas y el sector productivo, caracterizando una vez más, el destrato a las pymes, quienes sufren y sufrirán embargos de cuentas, juicios tributarios y consecuencias que solo desalientan la actividad privada con la huida de personal capacitado”, señalaron desde la institución ubicada en El Libertador 78.

Esta situación es una muestra más de las medidas distorsivas en la economía, donde la administración del Estado resulta ineficiente, improvisada e incoherente. Ante esto cabe preguntarse cuál sería el panorama del país si cada peso que se pone en el Estado se reinvirtiera en las pymes, la tecnología, las industrias y la generación de empleo: La ecuación sería distinta”, se expresa también en el escrito.

Instamos a los legisladores nacionales a actuar responsablemente en tomar el verdadero rol de participar activamente en la desregulación de los mercados intervenidos (cambiario, comercio exterior, comercio interior, etc.), poniendo un límite al avasallamiento del Gobierno nacional de turno y proponer los ajustes estaduales donde corresponden mediante el debate sano y eficaz”, indicaron.

Es necesario y vital, trabajar sobre ordenar y reducir las cargas impositivas y previsionales, en especial las que aplastan las exportaciones, para lograr un panorama previsible y una economía que posibilite proyectar en el mediano y largo plazo y deje de castigar a los sectores privados, únicas fuentes genuinas de riqueza.

Desde la Cámara destacaron que “es tiempo de plantear seriamente medidas acordes y a la altura que la Nación requiere, es momento de decir claramente: más sociedad (y sus entidades intermedias) menos Estado”.

Po último, se solidarizaron con el reclamo y petición de la entidades rurales, señalando: “Basta a la intervención estatal indiscriminada”.

Please follow and like us: