La Cámara de Comercio expresó su preocupación por la crisis hídrica

A través de un comunicado, la Cámara de Comercio, Industria y Agropecuaria se expresó respecto a la crisis hídrica que padece la provincia.

“Nos encontramos en una de las crisis hídricas más profundas de nuestra historia, la cual probablemente pase a ser las más grave, dado que el recurso hídrico se encuentra al 50% de la media histórica. El panorama no es para nada alentador, sabiendo que la FALTA DE AGUA tendrá en pocos meses severas consecuencias sociales y económicas en nuestra provincia, en especial en el sector agropecuario”, comienza diciendo el escrito.

“Desde la Cámara de Comercio, Industria y Agropecuaria tenemos el deber de generar las solicitudes y propuestas en pos de garantizar las condiciones de subsistencia de los productores de la región. Por tal motivo hacemos énfasis en la GESTIÓN DEL AGUA, a través de la coordinación de los gobiernos provincial, municipal, entes reguladores, financieros, empresas, productores y Dirección General de Irrigación”, señala.

Apelamos a la respuesta coherente y a la altura que esta crisis extrema amerita, e instamos a la reflexión del momento histórico que estamos viviendo, donde tenemos en nuestras manos la decisión de la cual dependerán las generaciones futuras y la prosperidad o desaparición de nuestra región.

Desde la CCIA consideraron que “solo la coordinación, sustentada en la buena voluntad y la responsabilidad que a cada actor le compete, podrá otorgarnos la capacidad de transitar la sequía inminente en la temporada 2021 – 2022”, por lo que enumeraron las acciones que “no pueden ignorarse por ninguno de nuestros representantes”:

  • Coordinación de consorcios de pozos existentes con el apoyo del Municipio, obras públicas y privadas, la articulación del Ente Regulador Eléctrico y EDEMSA, a fin de garantizar un circuito ágil de trámites y formalidades, posible de gestionar por los productores en tiempos y costos acordes ante la urgencia de la situación.
  • Articulación de Aportes No reembolsables y crédito blandos con tasa cero y plazos no menores a 5 años para perforaciones y puesta en funcionamiento de nuevos pozos, como también para la refuncionalización de los pozos existentes.
  • Coordinación de instancias de acuerdos interinstitucionales, con participación activa de los responsables gubernamentales de todos los niveles, legisladores y representantes de EPRE, EDEMSA y DGI.
  • Generación de un comité de crisis hídrica formada por el Gobernador, Intendentes, Superintendente del DGI, Asociaciones de regantes, Cámaras territoriales y sectoriales, entre otros.
  • Plan ejecutivo para la impermeabilización y modernización del sistema de distribución.
  • Coordinación con las Inspecciones de Cauce ya que conocen las necesidades de sus regantes y cómo administrar la escasa oferta.

Finalmente, la Cámara se ofreció como entidad intermedia “para poner en marcha un plan estratégico de gestión del Recurso Hídrico a largo plazo, donde la CCIA articule con la DGI, los regantes y legisladores, en pos de la generación de marcos legales que den sustento a las acciones necesarias”.

Please follow and like us: