,

Juegos olímpicos 2021: la insólita decisión del VAR en el partido de Brasil y Costa de Marfil

Corren 13 minutos del primer tiempo. Brasil pierde la pelota en la mitad de la cancha y los atacantes de Costa de Marfil corren como flechas hacia la contra. Youssouf Dao se va hacia el gol y Douglas Luiz, el cinco brasilero, lo sigue de cerca. El marfileño se zambulle y él árbitro expulsa al de camiseta amarilla. Jugada de VAR.

La situación se da en el partido que empataron 0-0 Brasil y Costa de Marfil, por la segunda fecha del Grupo D de Tokio 2020. Con este resultado, los sudamericanos quedaron en la punta de la zona con 4 puntos, la misma cantidad de unidades que los africanos con menor diferencia de gol.

¿Cómo sigue la situación? Douglas Luiz intenta explicarle al árbitro norteamericano que lo está expulsando que no tocó al jugador. Youssouf Dao, tal el nombre del magistrado, parece decirle que le saca la tarjeta roja porque la jugada es de último hombre y lo invita a retirarse. Cuando el referí norteamericano arma la barrera recibe el llamado el VAR que lo invita a revisar la situación. Parece que van a subsanar el error. ¿O no…?

Unos minutos después de la jugada, el árbitro se acercó a la cabina del Video Assistant Referee y, aunque las imágenes son claras y demuestran que no hubo infracción, mantuvo su decisión y no volvió sobre sus pasos.

Brasil dominó el partido con uno menos sin llegar a lastimar al conjunto africano, al punto que su capitán, Dani Alves, entendió que la verdeamarela debió haber ganado, incluso con diez jugadores: «No creo que la expulsión haya dificultado el partido, creamos las mejores oportunidades de gol y logramos construir con un hombre menos. Somos un equipo y debemos apreciar el gran trabajo que hicimos hoy», explicó el jugador del San Pablo, aunque puso en duda la expulsión: «Son circunstancias de juego, y tenemos que superar las circunstancias. Tengo mis dudas si la jugada fue para expulsión o no, pero es parte del juego«.

La situación quedará en anécdota ya que, la próxima fecha, Brasil cerrará su participación con Arabia Saudita, el equipo más flojo del grupo y, de no aparecer imponderables, debería sellar su clasificación a los cuartos de final. Lo que no quita que el VAR haya sumado un nuevo papelón a su corta vida. Después de la semana fatídica de Copa Libertadores, los errores de mudaron a los Juegos Olímpicos de Japón.

Clarín

Please follow and like us: