El Schestakow y la Guardia del Central fueron completamente renovados

Se trata de la ampliación del Hospital Schestakow y del nuevo Centro  de Trauma y Guardia del Hospital Central. Ambos brindan atención de salud de alta complejidad, orientada a especialidades clínicas y  quirúrgicas.

Uno de los ejes que sustentó la obra pública mendocina fue la generación de obras destinadas a brindar servicios en materia de salud. Se invirtieron más de $ 1.543 millones en la ampliación, refuncionalización y construcciones nuevas de los principales hospitales públicos de la Provincia.

El plan integral incluyó la construcción del nuevo Hospital Tagarelli en San Carlos; la ampliación del Hospital Scaravelli de Tunuyán; la ampliación de los hospitales Central y Lagomaggiore, en Capital; del Schestakow, en San Rafael; el Perrupato, en San Martin, y el nuevo hospital para Luján de Cuyo. Además, una gran cantidad de centros de salud con atención primaria que profundizaron la regionalización del sistema sanitario.

El Gobernador Alfredo Cornejo despidió su gestión dejando dos megaobras de salud pública funcionando. Se estima que las habilitaciones tanto de la nueva Guardia del Central como del nuevo Hospital Schestakow se concretarán en los próximos días.

Hospital Schestakow

El hospital cabecera de San Rafael recibe más de 220 mil consultas anuales, y aproximadamente el 40% de esas atenciones pertenecen al área de guardia. Se estima que diariamente atiende a 600 pacientes y es por esta razón que el antiguo edificio quedó chico y surgió la necesidad de refaccionarlo.

“Son casi 8 mil metros cuadrados nuevos, que en menos de dos años está terminados. De esta manera, demostramos que con trabajo continuo y una buena administración de recursos podemos dejar en San Rafael un hospital de primer nivel, con servicios que antes no se prestaban y que nos permiten pensar en que estas instalaciones podrán atender la demanda sanitaria de la zona en los próximos 20 años”, finalizó Kerchner.

El Schestakow, en números

Proyecto de ampliación presentado a mediados de 2017 y comienzo de su construcción a fines del mismo año.

8 mil metros cuadrados nuevos distribuidos en tres pisos, incluye helipuerto y pasarela de conexión cubierta entre la nueva y la vieja edificación.

180 obreros trabajando.

Inversión actualizada de $900 millones.

Recibe más de 220 mil consultas anuales y aproximadamente el 40% de esas atenciones pertenecen al área de Guardia.

Se estima que diariamente se atiende a 600 pacientes

Su inversión represento el 30% del total destinado a obra pública con presupuesto provincial en el Sur mendocino.

Centro de Guardia y Trauma del Hospital Central

La construcción del nuevo Centro de Trauma y Guardia se diseñó en dos grandes bloques. En el  primero se ubican las entradas para acceso peatonal y ambulancias, la recepción, las salas de espera de urgencias, consultorios, enfermería de primer control, administración, admisión, control policial y salas de shock room, boxes de atención, que se ordenarán de acuerdo con la gravedad del cuadro que presente el paciente, el Área de Diagnóstico, Sala de Extracción de sangre, salas de yeso, rayos X y tomografía computada.

El siguiente bloque es el de los quirófanos y la Terapia Intensiva de Emergencias. Aquí se encuentra el puente conector entre el edificio nuevo y el hospital, de modo que el paciente que ingresa por la guardia y debe pasar a internación en alguno de los pisos especializados tiene una conexión inmediata.

“Esta es una de las obras más importantes en materia de inversión hospitalaria en la provincia de Mendoza, sumada a la nueva Maternidad del Hospital Lagomaggiore. Implica más de $500 millones en su construcción, con fondos provenientes netamente del presupuesto provincial”, explicó el ministro Martín Kerchner.

 

Please follow and like us:
Tweet 20