El gobierno español intervino las cuentas de Cataluña para evitar el desvío de fondos

Además, el gobierno central dio 48 horas al presidente catalán, Carles Puigdemont, para que garantice que desde ninguna partida del resto del presupuesto se desvíen fondos para la celebración del referéndumLa crisis por el referéndum independentista convocado en Cataluña para el 1 de octubre, al que Madrid considera ilegal, volvió a profundizarse este viernes luego de que el gobierno español interviniese las cuentas del Ejecutivo catalán con el fin de impedir el desvío de fondos públicos para la organización de la consulta.

«No estamos sustituyendo competencias sino garantizando que los pagos no vayan a ninguna actividad ilegal», explicó a la prensa el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, quien señaló que el control se prolongará «el tiempo que dure la situación de excepcionalidad».

Según el acuerdo adoptado hoy por el Consejo de ministros, el Estado asumirá los pagos «esenciales» del gobierno catalán para asegurar el funcionamiento de los servicios básicos (Sanidad, Educación y Servicios Sociales) y la retribución de los funcionarios.

Fuente: Telam