El “Auto a basura”, de paso por San Rafael

Edmundo Ramos (65) es un ingeniero electromecánico estadounidense que se jubiló en 2008 pero, en lugar de sentarse a ver televisión y beber cerveza, decidió “hacer algo útil para la humanidad” y comenzó a pensar lo que hoy se conoce como “Auto a basura”, vehículo que funciona combustionando solo residuos orgánicos.

Edmundo y su esposa María Fabiola Dieguez (52), oriunda de Río Segundo, Córdoba, están recorriendo la Ruta Nacional 40 en la movilidad y un auto soporte, y hasta el sábado a la mañana estarán en San Rafael.

En diálogo con Diario del Oeste, quien ha trabajado en Argentina como ingeniero Mecánico y en EEUU como ingeniero Eléctrico, contó detalles sobre su invento y de la travesía que realiza junto a su esposa.

“El 18 de noviembre salimos de Anisacate, Córdoba (allí viven), hacia La Quiaca y el 25 del mismo mes partimos hacia el sur por la Ruta Nacional 40; el 18 de diciembre estábamos en Mendoza y, como llegaban las fiestas, dejamos el `Auto a basura´ en un galpón y nos fuimos un mes a Córdoba. El miércoles 19 de enero volvimos a Mendoza y continuamos el viaje”, detalló el neoyorquino graduado en la Universidad de Buenos Aires.

Consultado por cuándo tienen pensado arriba a Ushuaia (Tierra del Fuego), último punto al que llega la RN40, Edmundo destacó que “son tantas las variables, como el tipo y cantidad de basura que encontremos en el camino, y las posibles roturas, que vamos tocando de oído; solo Dios sabe, y ni siquiera sé si vamos a llegar porque la propuesta es combustionar solo la basura que encontremos en el camino y el sur es desértico en varias partes”.

“Uno de mis lemas siempre fue `el que no vive para servir, no sirve para vivir´, y con tiempo libre pensé en hacer algo útil; me di cuenta de que todos los vehículos del mundo funcionan en base a derivados del petróleo, algo que estamos consumiendo como si fuera infinito”, explicó sobre cómo nació la idea de crear el “Auto a basura”. En la misma línea añadió: “El petróleo ya está escaseando, y me cuestioné qué ocurrirá con los vehículos cuando se acabe, por lo que me pregunté qué no se acabará nunca y la respuesta fue la basura”.

Desde 2008 estudió, investigó experiencias anteriores y realizó cálculos anteriores, construyendo una década después su primer gasificador.

“Cuando vi la potencia de la `gasura´ (como denomina al combustible orgánico que hace andar al automóvil) me compré la camioneta -un Ford Falcon Modelo 1983 Ranchero, que tiene un motor de 3.6 litros-, y monté el gasificador, del tamaño de un termotanque de 70 litros, en la caja, alimentando al motor original con el gas”, detalló, agregando que alcanzó una velocidad máxima de 115 kilómetros por hora. El proceso de montado no fue sencillo, de hecho le llevó dos años.

El gasificador le otorga una autonomía de 50 kilómetros. Cuando se planteó recorrer la RN40, fabricó un remolque con tres gasificadores de 200 litros cada uno, que le dan una autonomía de 500 kilómetros. Con el carro, la velocidad máxima se reduce a 85/90 kilómetros por hora. Asimismo, en la caja tiene otros tres tambores que le dan una reserva de 1.000 kilómetros, para cuando se acabe la basura.

En relación al ahorro de dinero que realiza al no comprar combustible, indicó: “Es difícil de calcular: en mi vehículo necesito aproximadamente 15 litros de Nafta Súper para hacer 100 kilómetros, así que cada esa cantidad de kilómetros me ahorro $1.500, calculando que hoy la nafta está a más o menos $100”.

Actualmente el “Auto a basura” funciona con cáscaras, carozos, madera, carbón, restos de poda; finalizada la actual travesía, la idea es seguir investigando sobre el uso de plásticos como combustibles, ya que Edmundo ha descubierto que el “plastigas” (usando tapitas de gaseosas molidas) sería más potente. “La idea es que limpie la basura plástica del mundo”, dijo.

En Facebook se pueden encontrar imágenes, videos y hasta los planos de cómo hacer un “Auto a basura”. Todo su uso es público y gratuito ya que, afirmó Edmundo, “es un regalo de Argentina para el mundo”.

El paso del “Auto a basura” por Mendoza finalizará en Malargüe, donde seguramente Edmundo y María Fabiola disfrutarán de la Fiesta Nacional del Chivo que se realizará hasta el domingo en el vecino departamento.

Please follow and like us: